La Docencia Fumigada

Entre Ríos es desgraciadamente conocida a nivel mundial por tener uno de los mayores índices de contaminación ambiental con agrotóxicos. Fruto de la gran sojización implementada años atrás y el descontrol (o la indiferencia intencional ejercida), por parte del estado provincial y el avance de los grandes laboratorios que capitalizan la muerte por sobre los derechos de las personas.

Esta gran avanzada, justificada silenciosamente por el gobierno provincial, pone hoy en el frente de batalla a los funcionarios del poder ejecutivo, quienes bajo la orden del gobernador Gustavo Bordet ejercen todas las presiones necesarias (de una forma solapada), para preponderar el sistema de producción alterado transgénicamente que funciona sólo con la gran inversión en productos químicos que matan todo, menos el “commodity”.

Una avanzada que se ha ido transformando en el tiempo en una cultura masiva del exterminio pero que gracias a distintas estrategias comunicacionales, ha logrado el acallamiento y el reemplazo de la razón por sobre el derecho de vivir, de estudiar, de trabajar y de comer (sanamente al menos).

Por otra parte, la docencia entrerriana (que según el ranking del Ministerio de Educación de la Nación), ostenta el penoso puesto Nº17 con su salario, encuentra su poder adquisitivo por debajo de la media nacional, inclusive en la retaguardia de la Provincia de Buenos Aires (que viene ejerciendo una lucha por la recomposición salarial ante la indiferencia de la Gobernadora Vidal), y en los últimos años, ha sido fruto de los más despectivos ataques de parte del ejecutivo provincial y blanco de una estrategia destructiva que presiona hasta el desgaste, con la más acérrima negación de invertir en el futuro.

Sin “desmerecer” las luchas llevadas años atrás ante la indiferencia de los gobiernos de turno, hoy la docencia vive uno de los más terribles momentos de depreciación de sus haberes, además de la incrementada estigmatización social generada por un gobierno que dice estar abierto al diálogo pero que por detrás ejerce presiones abrumadoras con tal de partir las luchas que llevan adelante los sindicatos.

En la provincia donde el Gobernador Bordet aseguró que ningún salario estatal se encontrará por debajo de la inflación, la depreciación del salario docente entrerriano, ya lleva una caída ante la inflación del 17%, según las estimaciones publicadas en estos días por la Asociación Gremial del Magisterio de Entre Ríos (AGMER).

Ante esta situación encontramos sorprendentemente que nuestra introducción comienza a tener color.

Desde que Bordet asumió como Gobernador de la Provincia, quien ocupó el cargo de titular del Concejo General de Educación (CGE), fue el tristemente recordado ex Intendente de Chajarí José Luis Panozzo, quien luego de enfrentar una causa judicial por la venta irregular de terrenos fiscales y de ser escrachado en más de una ocasión por la docencia entrerriana ante los aprietes ejercidos como brazo ejecutor de una estrategia impuesta por el titular del ejecutivo provincial, ha sido reemplazado en el 2017 por la ex titular de la Dirección Departamental de Escuelas de Gualeguaychú (y mano derecha de Graciela Bar), Marta Irazábal de Landó.

Landó (además de ser muy allegada al Diputado Juan José Bahillo y al senador Pedro Guastavino), fue designada en Diciembre del 2017 Vicepresidenta del Concejo Federal de Educación, entidad nacional responsable de ejercer las políticas educativas dictadas por el Gobierno del Presidente Mauricio Macri.

Esta observación no es casual, ya que quizás, a partir de este punto logremos entender un poco mejor, cuales son las políticas que defiende (a través de Lando), el Gobierno de Bordet.

Además, y por otro lado, la semana pasada, el Superior Tribunal de la Provincia de Entre Ríos (STJ), ratificó un fallo histórico, en el cual se prohibía la fumigación en terrenos lindantes a las escuelas rurales (1000 metros terrestres y 3000 metros aéreas).

Una medida impulsada por un recurso de amparo presentado por el Foro Ecologista de Paraná y la Asociación Gremial del Magisterio de Entre Ríos (AGMER), ante los innumerables casos de fumigaciones en establecimientos educativos rurales, los cuales han repercutido en la salud de docentes, estudiantes y trabajadores de toda la provincia.

Ante este fallo, además es bueno recordar, que para que el STJ tratara la medida, el Gobierno de la Provincia de Entre Ríos (es decir Bordet), a través del Secretario de Producción Álvaro Gabas, la Titular del CGE Marta Landó y el Fiscal de Estado, había presentado una apelación a la norma dictada por la Cámara Civil II, con la excusa de que la norma “nos genera más problemas que soluciones”.

Es decir, poseemos en la provincia de Entre Ríos, toda una artillería apostada por (quien sabe qué intereses defiende), la gobernación de Bordet, en contra de la docencia y los ámbitos y las personas donde se desarrolla la educación.

Una batería ejecutada por un Secretario de Producción, que utiliza medios nacionales como el diario La Nación y reuniones con cámaras de productores para intentar frenar una medida histórica que permite que se continúe haciendo docencia en la entre ríos profunda, sin correr el grave riesgo de ser rociados con agrotóxicos.

Una batería que incluye a Landó en estrategias mediáticas que buscan convencer al común de la población que el docente es el principal culpable de los días de paro que se han realizado en la provincia, cuando, además de ser el brazo ejecutor de la estrategia de descuentos por derecho a huelga y de llevar adelante las negociaciones de paritarias que el mismo gobierno procede últimamente dentro de la Secretaría de Trabajo, es (como explicábamos anteriormente), quien se responsabiliza del ejercicio de bajar las políticas públicas educativas que dicta la nación al resto de las provincias. Cuestión que es por demás conocida en la redacción de un presupuesto nacional que recorta un 1,25% del PBI en educación reforzado en un recorte del 77% en infraestructura, 68% en jardines infantiles, 33% en formación docente y becas, entre otros (como el “ex conectar igualdad”).

Llegando casi al final de este intento de racionalización de las políticas implementadas por el Gobierno Provincial, no podemos menos que deducir que la intención (propia o nacional), del titular de la Casa Gris, es la de poner gran parte de su arsenal de funcionarios al servicio de la (in)defensa de la educación pública que ha caracterizado a la Provincia de Entre Ríos años atrás por su inserción en el interior provincial.

La estrategia de no ponerle un freno a la fumigación que ya ha terminado con varias vidas y la de seguir reaccionando indiferentemente ante la necesidad de recomposición del salario de los trabajadores docentes (mientras que por distintas ayudas, subsidios, moratorias y gestiones ante organismo internacionales se apoya un sistema productivo aniquilante), está posicionando a Bordet (increíblemente), en un espacio político donde el clamor de una creciente masa de votantes induce cada vez más al castigo por las horas de clase no impartidas y a los campos que (según ellos y obviamente por no querer utilizar otro sistema productivo que no implique a los agrotóxicos como principal eje), no podrán producir por culpa de este fallo.

Es por ello que es necesario aclarar una y otra vez, cual es la verdadera raigambre del conflicto docente.

El colectivo docente no sólo se limita a discutir sobre el derecho a un salario digno, sino que también toma posición y defiende con uñas y dientes una Educación Pública que (terriblemente), el gobierno nacional intenta desaparecer y el gobierno provincial insiste en atacar.

El conjunto de la docencia entrerriana además, se ha puesto al frente (al igual que muchas otras organizaciones a lo largo y a lo ancho de la provincia), de la defensa incondicional a la vida.

Dejar de lado las luchas, estigmatizarlas, atacarlas, extorsionarlas, termina colocando al total de la sociedad entrerriana en un terreno de indefensión que atenta contra un futuro (más cercano de lo que muchos piensan), desierto de posibilidades de subsistencia y crecimiento.

No permitir el avasallamiento a la vida y mucho menos, la obnubilación generada desde el propio seno de una política que muestra su cara amigable, mientras por detrás ataca incansablemente a la educación, deberá ser el objetivo inmediato de supervivencia de la especie entrerriana.

Editorial de Ignacio Raff (Periodista de Infolibre)

 

Sumate a nuestro canal de WhatsApp de NNM:

Resultado de imagen para logo de whatsapp en png

Sumate haciendo Click Aquí

Sumate a Nuestro Canal de Telegram de NNM:

Resultado de imagen para logo de telegram en png

Sumate haciendo Click Aquí

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *