En 2002, Carrió se oponía a recurrir al FMI (pero ahora es “maravilloso”)

El jueves Elisa Carrió salió a respaldar a Mauricio Macri y dijo que le parece “maravillosa” la “acción preventiva” de pedir un crédito al FMI. Sin embargo, años atrás no pensaba lo mismo: en 2002 presentó un proyecto de declaración para “repudiar y declarar personas no grata a los miembros de la Misión Técnica del Fondo Monetario Internacional en la Argentina, por atentar contra la soberanía jurídico-institucional del Estado Nacional”.

Como la mayoría de los políticos, Elisa Carrió no resiste al archivo. Pese a que la líder de la Coalición Cívica respaldó la decisión del gobierno de recurrir al FMI, a la que calificó como “maravillosa”, años atrás no pensaba lo mismo. De hecho, en 2002 presentó proyecto de declaración para “repudiar y declarar personas no grata a los miembros de la Misión Técnica del Fondo Monetario Internacional en la Argentina, por atentar contra la soberanía jurídico-institucional del Estado Nacional”.

“Avalé totalmente esta acción preventiva, que tiene que ver con el eterno juego devaluacionista – no devaluacionista. Hay sectores que están por una devaluación y que operan afuera. Yo ya lo viví esto muchas veces”, sostuvo el jueves Carrió, en diálogo con el canal TN.

Y agregó: “la acción preventiva [de pedir] un crédito del Fondo, al 4% anual, me parece maravillosa. Es el crédito más barato, nos asegura estabilidad y nos permite estabilizar la economía con un dólar que no castigue a la gente, que sea competitivo, pero que al mismo tiempo evite los golpismos cambiarios, que después tienen relación con golpes políticos”.

Sin embargo, Lilita no pensaba lo mismo años atrás. El 11 de abril de 2002, cuando el país se encontraba estallado por la crisis económica, social y política, Carrioó presentó un proyecto de declaración para “repudiar y declarar personas no grata a los miembros de la Misión Técnica del Fondo Monetario Internacional en la Argentina, por atentar contra la soberanía jurídico-institucional del Estado Nacional”.

Mientras en ese momento gobernaba Eduardo Duhalde, señalaba en la iniciativa: “La desesperación del gobierno electo en enero por obtener ayuda financiera externa derivó en la omnnipresencia de los organismos multilaterales de crédito en la vida nacional, imponiendo al país agenda de prioridades que agravan las angustias y necesidades de nuestra sociedad“.

“Hay una crisis económica y social del país, provocada por el bombeo sistemático de la riqueza nacional hacia los paraísos mundiales de la usura financiera (…) Esta situación constituye un hecho inadmisible que atenta contra las normas éticas y contra la soberanía jurídica del Estado nacional”, sostenía la actual legisladora.

Fue el economista Martín Kalos quien encontró y difundió este documento: