En busca de apoyo, Macri se reunió con gobernadores peronistas

El presidente de la Nación, Mauricio Macri convocó a los gobernadores peronistas a una reunión en Casa Rosada. El motivo del encuentro fue el acuerdo de financiamiento que el Ejecutivo busca lograr con el FMI. Fue un día después de que la Cámara de Diputados diera media sanción al proyecto opositor que busca reducir tarifas y que tuvo el aval de diputados que responden a los gobernadores.

Los gobernadores Juan Schiaretti (Córdoba), Sergio Uñac (San Juan), Domingo Peppo (Chaco) y Gustavo Bordet (Entre Ríos) y Juan Manzur (Tucumán) participaron del encuentro. Juan Manuel Urtubey (Salta), de buenos lazos con el Gobierno, no concurrió porque fue padre recientemente -según trascendió-. Hugo Passalacqua (Misiones) se ausentó por las condiciones climáticas de las últimas horas y tampoco asistió Rosana Bertone (Tierra del Fuego), por problemas de salud.

El tema principal del encuentro tiene que ver con las negociaciones que impulsa el Gobierno nacional con el Fondo Monetario Internacional por un acuerdo de financiación. El ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne se encuentra en Washington DC por ese motivo y esta tarde se reunirá con la gerente del FMI, Christine Lagarde.

La convocatoria demuestra que no abundan las certezas en el Gobierno en torno a los términos del acuerdo con el FMI, por eso el Gobierno nacional volver a demostrar cierto apoyo de las provincias. Es que algunos gobernadores opositores lanzaron críticas al anuncio en las últimas horas. Es el caso de Miguel Lifschitz (Santa Fe). “Es un camino sin retorno, muy complejo que nos lleva a situaciones de crisis y hasta problemas institucionales”, opinó el socialista.

El presidente Mauricio Macri, acompañado por el jefe de Gabinete, Marcos Peña y los ministros del Interior, Rogelio Frigerio y de Finanzas, Luis Caputo, le pidieron a los gobernadores “un plan de trabajo hasta el 2019”, según consignó Clarín de fuentes gubernamentales.

La reunión se dio tras la ley para reducir tarifas que sancionó este miércoles la Cámara de Diputados, con giro al Senado. Muchos de los diputados que responden a los gobernadores votaron afirmativamente. El caso de Schiaretti fue muy curioso, ya que el mandatario se mostró en contra del debate en el recinto, pero dio libertad de acción a los diputados del bloque Córdoba Federal.

De todas maneras, se especuló con que la reunión también es una suerte de presión hacia los gobernadores para que no sigan adelante con la iniciativa que deberán tratar los senadores nacionales. Sin embargo, fue el peronista Miguel Ángel Pichetto quien se encargó de dispersar dudas hace días.

“Me parece que el Gobierno debería desdramatizar este tema (tarifas), porque forma parte de la vida institucional, y tiene que dejar de hacer acusaciones contra la oposición”, expresó en diálogo con radio Mitre.

“La oposición no puede ser espectadora de hechos que ocurren, hay una sensación muy compleja en la gente”, señaló Pichetto. Si bien, reconoció que “nadie niega que hay que actualizarlas (las tarifas)”, apuntó a los fuertes incrementos como una falta de “gradualismo”, algo que pregonan desde el macrismo.