Arribas pidió que investiguen sus cuentas en la Argentina

Fue luego de que la Policía Federal brasileña lo acusara de haber recibido US$850 mil dentro de un esquema de corrupción que quedó al descubierto en la denominada “Operación Descartes”.

El jefe de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), Gustavo Arribas, le pidió este lunes al juez Claudio Bonadio que investigue sus cuentas en la Argentina a raíz de nuevas acusaciones en Brasil por el cobro de supuestas coimas por parte del hoy funcionario antes de sumarse a la gestión pública.

De acuerdo a un comunicado, Arribas se presentó de forma espontánea en el Juzgado de Bonadio. El jefe de la Inteligencia argentina busca probar las inconsistencias en las declaraciones de Leonardo Meirelles, el “arrepentido” brasileño del Lava Jato, que quiso involucrar a Arribas con ese caso.

A partir del testimonio de Meirelles, la Policía Federal brasileña acusó a Arribas de haber recibido US$850 mil dentro de un esquema de corrupción que quedó al descubierto en la denominada “Operación Descartes”.

Arribas recordó las contradicciones entre los testimonios que Meirelles brindó en el país ante los fiscales Federico Delgado y Sergio Rodriguez y el realizado ante la Policía Federal de Brasil.

En ese sentido, el titular de la AFI sostuvo que mientras Meirelles había asegurado ante los fiscales argentinos que se habían realizado 10 transferencias “en Perú” y a requerimiento de las empresas OAS y Odebrecht, en recientes declaraciones realizadas en Brasil, cambió la versión y habló de “14 transferencias a una cuenta de Gustavo Arribas en un banco en Argentina”.

“Tales transferencias son una invención inexistente, pues la única suma de dinero que recibí es la de u$s70.475, que me hizo llegar Atila Reys Silva, por los medios que el mismo escogió y con motivo de la compra de los muebles existentes en el inmueble que vendí”, señaló Arribas en el texto presentado ante Bonadio.

Asimismo, Arribas solicitó que el Banco Central informe si tuvo cuentas entre los años 2013 y 2015 y si se recibieron transferencias de cuentas radicadas en Hong Kong por US$850.000 mil.

En el escrito, Arribas consideró que las medidas solicitadas permitirán “verificar no sólo que los dichos de Meirelles ante los fiscales argentinos carecen de toda verdad sino también conocer el patrón de conducta que evidencia el querellado cada vez que es requerido por los órganos jurisdiccionales”.

“Es decir, que nos encontramos frente a un delincuente confeso que no hace más que mentir a los tribunales en cuanta oportunidad se le presenta, alterando sistemáticamente los hechos que le toca relatar”, agregó.

Bonadio instruye una causa surgida de la denuncia de Arribas contra Meirelles por falso testimonio.