Mapuches, en escena: Reapareció Santana y se presentó ante la Justicia

El conflicto mapuche vuelve al centro de la escena y no solo por la visita del Papa. Esta semana fue tema también de las reuniones que mantuvo el presidente con los gobernadores patagónicos en sus tierras, donde intercaló “descanso” con encuentros políticos en sus últimos días de vacaciones, y además reapareció Matías Santana, el mapuche que dijo haber visto cómo Gendarmería se llevó a Santiago Maldonado y cuyo paradero se desconocía.

Luego de la reunión que mantuvo este fin de semana, el presidente Mauricio Macri, con gobernadores de la región donde se desarrolla el conflicto mapuche, muy cerca del lugar donde arribará pronto el papa Francisco, reapareció el mapuche Matías Santana, cuyo paradero se desconocía. Se presentó en la Justicia, y deberá declarar en indagatoria el 9 de febrero frente al juez Guido Otranto.

Se trata del joven que aseguró haber visto cómo la Gendarmería golpeó y se llevó a Santiago Maldonado en un unimog, y luego a una camioneta de la Gendarmería, y que tenía, para la Justicia, “paradero desconocido”. Luego se conoció que el joven tatuador se había ahogado al escapar de los uniformados.

El joven de 19 años fue citado a indagatoria a mediados de diciembre en una causa por el corte de la ruta 40, pero la Policía Federal nunca pudo ubicarlo para notificarlo y levantó una alerta.

Según publicó el diario La Nación, en las últimas horas, Santana decidió acercarse al defensor oficial de Esquel, Fernando Machado, para resolver su situación ante la Justicia. El defensor se presentó al juzgado de Otranto, que instruye la causa contra el joven mapuche, para conocer los alcances de la causa y quedar a disposición del tribunal.

“Santana está imputado por el corte de la ruta 40 ocurrido el 1° de agosto, el día que desapareció Maldonado. Otranto también lo investiga por las heridas a los gendarmes Emanuel Echazú y Víctor Yañez, quienes sufrieron severos traumatismos en el rostro durante el procedimiento en el Pu Lof de Resistencia en Cushamen”, afirma el matutino mencionado.

El joven debía prestar indagatoria en diciembre, pero los agentes intenta ron notificarlo sin éxito en dos oportunidades, primero en su domicilio del padrón electoral y luego en el del Pu Lof. Aunque según fuentes allegadas a Santana, el mapuche siempre estuvo en el territorio ocupado en Cuchamen.

Santana finalmente se presentó ante Otranto, que puso de manifiesto que no será declarado en rebeldía. El juez volvió a citar una audiencia para tomarle indagatoria para el 9 de febrero por la mañana.

Para esa fecha, el Papa ya habrá dejado su rastro en Chile, el país vecino al que arribará muy pronto y en el cual visitará la región de Araucanía, la más pobre de aquel país y con la mayor población de mapuches residentes.

Es ese lugar el corazón del conflicto por las tierras originarias que, desde hace décadas, mantiene al pueblo mapuche y al Estado chileno en confrontación.

En tanto a este lado de la frontera, según publicó e l diario Clarín, Mauricio Macri repasó con el mandatario rionegrino Alberto Weretilneck y el chubutense Mariano Arcioni los “avances” de las nuevas estrategias de vigilancia y prevención, que instrumentaron a principios de enero, el gobierno y el ministerio de Seguridad, conducido por Patricia Bullrich en conjunto con aquellas provincias, además de Neuquén, para combatir las actividades del grupo radicalizado mapuche.